Un curso para recordar


El 8 de mayo, con la fantástica charla de Antonio Benítez Burraco, terminó el curso 2012-2013 en ZL. Ha sido el quinto curso académico con seminario. Un año lleno de actividades y de cambios que hoy, si me permitís, me apetece recordar.

Comenzamos el curso de una forma atípica, invitando a nuestro foro por primera vez a un ingeniero y descubriendo, con él, que los lingüistas podemos ser útiles en el mundo de la tecnología. Ha sido un curso en el que hemos reflexionado sobre los límites del lenguaje verbal, tanto en el ámbito comunicativo,  donde vimos cómo el lenguaje verbal se complementa con el denominado “lenguaje no verbal”, como en el ámbito filogenético, tratando de hallar el origen y la evolución de nuestra capacidad lingüística y su relación con lo que saben hacer otras especies. Hemos reflexionado dos veces sobre el trabajo de profesor de lenguas extranjeras, hemos entrado en el ámbito más técnico, hablando de la entonación o de la distribución de ser y estar en español. Hemos llamado a las lenguas por su nombre y hemos visto lo que ocurre cuando las lenguas conviven en un único territorio. Hemos viajado dos veces sin salir de nuestra vieja facultad: la primera a África, disfrutando con uno de los sistemas morfológicos más complejos y la segunda a Dinamarca, comprobando, entre otras muchas cosas, cómo la entonación puede ser capaz de formar oraciones estativas.

Ha habido varios cambios en estos meses. Y es que este año la sala de Juntas se nos quedó pequeña. Reconozco que soy un poco testaruda y me resistí todo lo que pude a cambiar nuestro lugar de reunión. Pero vosotros abarrotabais la sala, os sentabais en el suelo, algunos bloqueabais las puertas, al sentaros en aquellas sillas  y otros os quedabais fuera, sin poder entrar. Ver todo eso al final me convenció y empezamos a buscar salas más grandes donde cupiéramos todos.  Además, este año, gracias a una subvención del Vicerrectorado de Política Académica, las charlas de ZL se han comenzado a llenar de cables. Los compañeros del Semeta nos han acompañado en cuatro de las charlas y gracias a esto, en breve podremos ofreceros estas sesiones online.

Ahora llegan los exámenes y nuestras actividades se detienen hasta septiembre. Quiero dar las gracias desde aquí y en nombre de todo el grupo a los ponentes que han compartido generosamente con nosotros su talento, su conocimiento, su simpatía y su tiempo. Ha sido un auténtico placer teneros en casa. Hemos aprendido mucho y hemos disfrutado más. Gracias también a todos los que nos habéis acompañado en cada sesión; a los que me habéis obligado a cambiar de aula; a los que me escribís correos cuando no podéis venir a una de las charlas. Como siempre dice Pepe, ZL tiene sentido mientras vosotros se lo deis. Gracias a los compañeros del Semeta, por su profesionalidad y por su trato. Gracias a los compañeros que nos ayudáis diciendo siempre que sí a nuestras peticiones y sugiriéndonos actividades.

Estos meses seguiremos por el blog, hablando de lenguas, del lenguaje y de la lingüística. Pero como no va a haber más sesiones presenciales de ZL hasta septiembre, os deseo desde aquí un buen final de curso y un muy feliz verano. Descansad y volved con fuerzas renovadas. Os necesito a todos en septiembre. Prometo reservar un aula bien grande para que quepamos todos dentro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: